Tutorial: Emulando el MSX

Un poco de historia.

Al contrario que los otros ordenadores de 8 bits de los años 80, MSX no es exactamente una marca o un modelo concreto de ordenador, sino un estándar que tuvo la vocación de convertirse en universal. La idea se le ocurrió a Kazuhiko Nishi a principios de los 80. Nishi era dueño de la editorial ASCII Corp. y vice-presidente de Microsoft en Japón, así que tenía el poder para intentar cambiar las cosas. Así que a lo largo de 1983 y los años siguientes diversas empresas de electrónica (entre ellas Sony, Sanyo, Mitsubishi, Toshiba, Hitachi, National, Panasonic, Canon, Casio y Pioneer) fabricaron ordenadores conforme al estándar MSX.

Para facilitar las cosas, el nuevo ordenador usaba componentes ya existentes en el mercado, como la CPU Z80 o el procesador gráfico Texas Instruments TMS9918, los fabricantes acordaron las especificaciones para evitar incompatibilidades y Microsoft se encargó de programar el sistema operativo MSX-DOS, muy parecido a las primeras versiones del archiconocido MS-DOS:

El éxito de la empresa fue desigual. El MSX arrasó en Japón y funcionó bien en países aislados de Europa y América, como España, Francia, Rusia, Holanda y Brasil. Pero apenas tuvo repercusión en EEUU ni en Inglaterra, lo que dio al traste con la idea de imponer el MSX como estándar mundial.

Aún así el relativo éxito del sistema, que ofrecía prestaciones superiores al resto de sus competidores de 8 bits (Spectrum, Amstrad CPC y C64) y era fácilmente expandible a través de cartuchos con hardware adicional, propició varias generaciones más de ordenadores, que se vendieron hasta 1995.

La segunda generación del estándar, los MSX2, salieron al mercado en 1985. Incorporaban nuevos procesadores gráficos y sonoros y, en muchos modelos, 128 Kb. de RAM y una unidad de disquete de 3’5 pulgadas, aumentando las prestaciones del ordenador en gran medida. Microsoft, sin embargo, decidió terminar su implicación con el proyecto poco después.

En 1988 vieron la luz los MSX de tercera generación, los MSX2+, que de nuevo incorporaban nuevas versiones de los chips gráficos y sonoros. Sin embargo, a estas alturas solamente Daewoo, Panasonic, Sanyo y Sony continuaban formando parte del proyecto, y los MSX2+ solamente salieron de Japón en forma de kits de ampliación para los MSX2.

Finalmente, los últimos MSX fabricados (cuarta generación) aparecieron en 1990. Son los denominados Turbo R, y solamente salieron al mercado dos modelos de Panasonic, el FS-A1ST y el FS-A1GT. Sus novedades principales respecto al MSX2+ eran nuevos chips dedicados compatibles con los anteriores, un nuevo co-procesador R800 de 16 bits, y 256 Kb. de RAM. Tampoco salieron de Japón.

Como decía, el MSX no fue un gran éxito en Europa, aunque no le faltaran cualidades. Parte de la culpa de su fracaso se le podría achacar a las lamentables conversiones que realizaban las firmas de software occidentales, que a menudo se limitaban a portar sus versiones Spectrum, monocromo en su mayoría, sin aprovechar lo más mínimo sus verdaderas posibilidades.

En Japón, en cambio, sí se le sacó todo el jugo y se convirtió en el estándar de facto en videojuegos hasta la llegada de la Nintendo NES. Muchas sagas populares dieron sus primeros pasos o tienen algunas de sus primeras entregas disponibles para este sistema: Bomberman, Metal Gear, Puyo Puyo, Castlevania, Contra, etc. , lo que convierte al MSX en una máquina muy apreciada por los retro-jugadores.

Qué emulador usar.

Los mejores emuladores para este sistema son, por este orden:

– blueMSX: Un emulador muy completo y además muy fácil de usar, gracias a sus menús en múltiples idiomas. Su principal contrapartida son sus elevados requisitos de sistema.

– openMSX: Tan bueno o más que el anterior, tiene la pega que emula modelos de MSX concretos, y hay que encontrar volcados de las ROMs de estos, lo que no siempre es fácil.

Para solucionar este problema, Benoit Delvaux ha creado algunas configuraciones genéricas (MSX, MSX2, etc.) que funcionan con los archivos de sistema del blueMSX. Información y descargas en el foro de openMSX.

Las únicas ROMs externas necesarias con este sistema son las del MSX Turbo R, que se pueden bajar desde el FTP de Funet.

– NlMSX: Es mucho más sencillo de usar que el anterior, y además sus requisitos de sistema son menores, pero su emulación del MSX Turbo R es aún preliminar.

– fMSX-SDL: Otro emulador con menos opciones, pero muy recomendable por su rapidez y su facilidad de uso. Está basado en el legendario fMSX de Marat Fayzullin, uno de los primeros emuladores de MSX. No emula los MSX Turbo R.

Los juegos y los diferentes formatos que encontraremos.

Los juegos suelen encontrarse en cartucho (extensión ROM), disco (extensión DSK) o cinta (extensión CAS).

Hay algunas excepciones: los juegos con extensión LHA o PMA hay que descomprimirlos con WinZip o PMAExtract y luego hay que copiar su contenido dentro de una imágen DSK que crearemos con MSX Disk-Manager.

Cómo cargar los juegos.

1) Cargar juegos de cartucho: Introducidlos desde los menús del emulador y resetead. Si no arrancan, aseguráos de que el modo MSX (MSX1, MSX2, etc.) se corresponde con el del juego.

2) Cargar juegos desde disco: Bien sencillo. Cargadlo con los menús del emulador y resetead el MSX emulado. La mayoría de juegos en disco llevan un fichero llamado AUTOEXEC.BAS y arrancan sin la intervención del usuario.

Si esto no ocurre así, teclead FILES desde el BASIC y buscad en la lista de archivos que aparecerá un fichero con extensión BAS o BIN con el nombre del programa abreviado:

A continuación teclead: RUN”NOMBRE-DE-ESE-PROGRAMA-SIN-OLVIDAR-LA-EXTENSION, como vemos en la captura de arriba, y el juego debería cargar automáticamente:

 

Si falla la carga: a) Mantened apretada la tecla CTRL IZQ mientras aparece el logo de MSX. Haciendo esto se desactiva la segunda disquetera y se libera más memoria. b) Usad el modo de MSX para el cual el programa fue creado. No carguéis juegos de MSX1 en modo MSX2, ni juegos de Turbo-R o MSX2 en modo MSX1.

3) Cargar juegos desde cinta: Las introducimos desde el menú correspondiente y tecleamos:

RUN”CAS:”

o bien

BLOAD”CAS:”,R

o bien:

LOAD”CAS:”,R

Si aparece el mensaje DEVICE I/O ERROR significa que la cinta no está rebobinada, y tendremos que buscar el control del emulador para hacerlo.

También vale aquí lo del modo MSX (casi todas las cintas están pensadas para MSX1) y lo de apretar CTRL IZQ durante el arranque si no funcionan a la primera.

Por último, puede ocurrir otra cosa: si al terminar la carga no se ejecuta nada, hay que iniciar el MSX con la tecla Mayúsculas Izq. apretada y repetir la carga. Al hacer esto se usa otra versión del BASIC diferente a la habitual. Algunos juegos, muy pocos, sólo funcionan con este BASIC alternativo.

Los MSX Turbo R.

Capítulo aparte para los únicos MSX de 16 bits.

1) No uséis otros emuladores que no sean blueMSX o openMSX para los programas desarrollados exclusivamente para estas máquinas. Aunque hay otros emuladores que en teoría los soportan (como RuMSX o NlMSX), todavía están en pañales comparados con estos dos, a pesar de que estos son los emuladores de MSX más recientes.

2) No carguéis juegos de otros MSX bajo Turbo R, a no ser aquellos (Remake Abadia del Crimen, Sonyc, KPI-Ball) que saquen provecho de sus características. Los Turbo R tenían algunas incompatiblidades importantes respecto a los anteriores MSX.

3) Por último, si un juego de Turbo R no carga, mantened pulsado la tecla 1 (no recuerdo cual de las dos, id probando) durante el arranque. Igual que CTRL IZQ. en los otros MSX, esto aumentará ligeramente la memoria disponible y esto a veces puede marcar la diferencia para que el juego funcione.

Como usar los juegos en un MSX de verdad.

Un detalle interesante de este sistema es que es bastante fácil usar los juegos de cinta en formato CAS en un MSX auténtico. Para esto necesitamos varios juegos en formato CAS y las CAS Tools. Las CAS Tools son varias utilidades para convertir ficheros CAS, y una de ellas los pasa al formato de audio WAV.

A partir de ahí, podemos grabar los WAV como audio en un CD o en una cinta, o bien conectar PC y MSX con un cable de audio, para cargar los juegos directamente desde el PC:

“Si lo que queréis es cargar los juegos en el MSX desde el PC, os recomiendo que conectéis el jack EAR del MSX (normalmente el cable que es de color blanco) a la salida sin amplificar del PC (LINE-OUT). Si no va bien, probad a conectarlo a la salida amplificada (SPEAKER o algo así) y poned un buen volumen al control de sonido. Eso sí, no hay forma de controlar el REM, atención a las paradas del MSX, porque el reproductor multimedia no parará.”

(Eduardo A. Robsy Petrus, autor de WAVeR)

También podemos convertir a WAV algunos juegos de cartucho, usando programas como el WAVeR (soporta cartuchos de hasta 32kb) o el MicroWAVer.Una vez creado el WAV el proceso de carga es igual al de los archivos creados por las CAS Tools.

Via: matth86

Anuncios

2 comentarios

  1. Sólo añadir que te faltó mencionar a CocoaMSX, la adaptación de blueMSX para Mac y que permite emular sin problemas los MSX en las máquinas de Mac; por defecto acepta sólo cartuchos pero si “instalas” una máquina como el Philips NMS 8280G podrás usar discos sin problema.

  2. …y MSXemu, basado también en blueMSX para los móviles y tabletas Android…

Igual tienes algo que decir al respecto...

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: